Tesla Powerwall: ¿revolución energética?

Esta semana Elon Musk ha presentado oficialmente el producto estrella de Tesla para los hogares: el Powerwall. Parece que esta tecnología está causando furor en prensa y las redes sociales, pero ¿sabemos realmente por qué?

En qué consiste el sistema Tesla Powerwall

Básicamente lo que ha desarrollado Tesla es un sistema compacto de acumulación de energía eléctrica orientado principalmente al uso doméstico, que manufacturado a gran escala puede ser comercializado a un precio aparentemente muy atractivo.

Hoy en día las baterías pueden ser de muchos tipos, dependiendo de los materiales empleados en su fabricación, su capacidad para acumular energía eléctrica, el número de ciclos de carga y descarga durante su servicio, la velocidad con la que se carga y con la que puede devolver la energía, …

Las baterías del Tesla Powerwall son revolucionarias no tanto por su tecnología (baterías de ion-litio como la de los pequeños equipos electrónicos) sino por su precio y estética.

La acumulación de energía eléctrica en los hogares, nada nuevo

Parece que Tesla ha revolucionado el mercado “inventando” unas baterías que por fin se pueden instalar en los hogares, y que van a permitir un sin fin de cosas buenas… La realidad es que con el desarrollo de las instalaciones solares fotovoltaicas, ya es muy frecuente encontrar baterías en los hogares (que tengan, obviamente, paneles solares fotovoltaicos).

Cuando las instalaciones solares fotovoltaicas se asocian a baterías, es para aprovechar cualquier excedente de producción (que los paneles estén generando electricidad, pero que no se esté consumiendo ningún vatio en el hogar), y poder disponer de este excedente por la noche o cuando hay un pico de consumo. De hecho, Tesla en su web hace directamente alusión a este tipo de uso para su Powerwall.

Tesla Powerwall con instalación solar fotovoltaica
Tesla Powerwall con instalación solar fotovoltaica. Imagen: www.teslamotors.com

Por lo tanto, los californianos no han descubierto ningún tipo de aplicación excepcional de sus baterías.

¿Para qué sirven las baterías Powerwall de Tesla?

Además de la aplicación en conjunción con los paneles solares fotovoltaicos que acabamos de explicar, las baterías pueden servir, por sí solas, para adaptar nuestra curva de demanda de energía eléctrica. Y es aquí podríamos pensar que quizá la inversión merezca la pena.

La energía eléctrica en España se comercializa mucho más barata en el Mercado Ibérico de la Electricidad por las noches. Aquellos consumidores que tengan tarifas con discriminación horaria lo saben bien. Y los que no, pero que tengan “contadores inteligentes” efectivamente integrados en la red y acogidos al Precio Voluntario de Pequeño Consumidor (PVPC), también lo verán.

La aplicación interesante que se podría vislumbrar es la que se viene empleando desde hace años por quienes, por ejemplo, tienen un sistema de calefacción por acumulación con piedras refractarias. Este sistema de calefacción consiste en calentar durante la noche unas piedras de material refractario mediante resistencias eléctricas, para dejar que éstas liberen durante el día el calor acumulado. Para ello, se debe haber contratado una tarifa con discriminación horaria, ya la energía en el periodo valle es hasta un 55% más barata que en periodo punta.

Si en lugar de calor, pensamos en energía eléctrica, podríamos adquirir la energía cuando más barata es, para consumirla cuando resulta más cara.

Podríamos adquirir la energía cuando más barata es, para consumirla cuando resulta más cara.

Y respecto a esto, ¿qué tienen que decir el regulador del sistema o las eléctricas? Por ahora nada. En realidad, las eléctricas siguen vendiendo la misma electricidad, y siguen cubriendo costes. Además, se lograría un allanamiento de la curva de demanda, cosa muy favorecedora para Red Eléctrica de España. Así que hoy por hoy, no hay porqué alarmarse.

¿Merece la pena comprar baterías Powerwall de Tesla?

Hagamos números rápidos:

Según la página web oficial de Powerwall, el sistema de 7 kWh se comercializará en Estados Unidos por unos $ 3.000, que vendrían a ser unos 2.680 €.

Para un consumidor doméstico, con una tarifa con discriminación horaria contratada 2.0 DHA y PVPC, el término de energía pagado en marzo de 2015 habrá sido de aproximadamente 0,059557 €/kWh en Valle, y 0,14 €/kWh en Punta.

El sistema de Tesla Powerwall para ciclos diarios tiene una capacidad de 7.000 Wh. Supongamos que consumimos diariamente en este hogar de referencia justamente toda ese energía sólo en horas punta cada día.

(El perfil medio -según datos de Arlangton– de un consumidor doméstico refleja que el 33 % de la energía eléctrica se consume en horas Punta -de 13:00 h a 23:00 h-, y el 66% restante en horas Valle -de 23:00 h a 13:00 h-).

Es decir, nuestro caso de referencia habrá pagado en término de energía un total de 0,98 € de horas punta y 0,13757667 € por su consumo habitual en horas valle, en total en un día 1,11757667 €.

Si este usuario hubiera invertido en un kit Powerwall, que tiene un 92% de eficiencia, habría pagado por la misma energía un total de 0,59952375 €, ¡un 46% menos! Cuidado, antes de lanzarnos a reservar nuestro fabuloso Powerwall, recuerdo que a este resultado habría que sumarle el término de potencia, que dependerá de la potencia contratada. Para una vivienda promedio, con una potencia contratada de 5,75 kW y la tarifa PVPC, esto viene a ser aproximadamente 0,6623279 €/día. Por lo que nuestro ahorro absoluto se diluye hasta un nada despreciable 29 %.

Con las baterías Tesla Powerwall de 7 kWh un usuario doméstico podría ahorrase un 29 % en su factura de la luz

Supongamos pues que nuestro consumidor del ejemplo es muy constante en sus hábitos, y consume todos los días esos 9,31 kWh/día. A lo largo de un año podría ahorrarse un total de 188,40 €. Un retorno simple de la inversión de más de 14 años. ¿Merece la pena? Creemos que no, habida cuenta de la rápida evolución que sufre la tecnología de las baterías, por lo que esperamos que pronto tengamos mayor capacidad de almacenaje por menos inversión. Así que volvamos a su uso como almacenamiento para instalaciones solares fotovoltaicas.

Especificaciones técnicas Tesla powerwall
Especificaciones técnicas del Powerwall de Tesla. Fuente: www.teslamotors.com

¿Es tan barato como dicen que es?

Se comercializarán dos versiones del Powerwall: una para ciclos de carga diaria, con una capacidad de 7 kWh, y otra de sistema de respaldo de 10 kWh. Sus precios son de 2.680 € y 3.125 €. Estos precios no incluyen ni los paneles solares fotovoltaicos, ni los equipos inversores (para convertir la corriente continua de las baterías en corriente alterna del hogar), ni la instalación.

Batería estacionaria Hoppecke OPzS 420-12V 620Ah C100-420Ah
Batería estacionaria Hoppecke OPzS 420-12V 620Ah C100-420Ah

En la actualidad, se venden kits de baterías para instalaciones solares de capacidad y características equivalentes por poco más de 1.000 €, eso sí, necesitan algo más de espacio, cierto mantenimiento periódico, y no lucen tanto como las que propone Tesla. Además podemos adquirir un cargador-inversor (que no incluye Tesla) con una potencia máxima de 2,4 kW por poco menos de los mismos 1.000 €. Es decir, por el mismo precio que valen las baterías de Tesla, podemos tener un sistema “clónico” equivalente completo.

Si uso baterías con mis paneles solares fotovoltaicos, ¿tengo que pagar peaje de respaldo?

La presentación de estas baterías ha servido para que los medios vuelvan a hablar sobre el borrador de Real Decreto que define el “peaje de respaldo“. Una especie de tasa a abonar solo por aquellos consumidores que además de tener un punto de suministro de la red, generen energía eléctrica para consumo propio. ¿Por qué? Pues porque en cierto modo algunos de los costes fijos de las redes de distribución y centrales de generación se pagan con el término variable de la factura de la luz. El peaje de respaldo procuraría equiparar la contribución de los ciudadanos usuarios al mantenimiento del sistema eléctrico. A falta de una propuesta firme y clara, no se puede valorar si este peaje es un freno real al desarrollo de la energía solar fotovoltaica o no, pero lo cierto es que otros muchos países están aplicando o valorando establecer, medidas similares. Tristemente la realidad es que el sector solar fotovoltaico en España ha sufrido un “parón” muy importante por la inseguridad jurídica creada por el referido borrador. Pero volvemos a destacar que hoy por hoy, no existe ningún “impuesto al sol”.

En conclusión, Tesla ha introducido su Powerwall como producto clave del desarrollo de Tesla Energy, plataforma que pretende cambiar el modo en que el mundo se abastece de energía eléctrica. Todo lo que sea cambio hacia lo sostenible debe de ser bienvenido, pero demos algo de tiempo a Tesla para demostrar todo el potencial y ventajas de su tecnología.

Si estás pensando en instalar paneles solares fotovoltaicos en tu vivienda o negocio, no dejes de consultarnos las dudas que tengas, te las resolvemos sin compromiso.

3 thoughts on “Tesla Powerwall: ¿revolución energética?

  • 6 mayo, 2015 at 08:29
    Permalink

    Excelente análisis.
    Creo que tendríais que tener en cuenta que con el uso de baterías se puede rebajar el término de potencia contratado, con lo que muchísimos hogares podrían incluso llegar al bono social.
    Cierto es que si todo el mundo lo hiciese, seguro que subiría de precio, pero aún así sería un ahorro ya que las eléctricas penalizan el alto consumo instantáneo en vez de uno más constante.

    Por lo demás, una excelente ayuda.

    Reply
    • 6 mayo, 2015 at 13:01
      Permalink

      Muchas gracias J. Luis por tu comentario.
      Como sugieres, es cierto que las baterías proporcionarían un “colchón” que permitirían reducir sin merma de confort la potencia contratada. El ahorro sería de 42,0434 €/año por cada kW que reducimos (aunque siempre siguiendo las tablas de potencia normalizadas: 2,3 kW, 3,45 kW, 4,6 kW con ahorros respecto al ejemplo del artículo de 145 €/año, 96,70 €/año y 48,35 €/año respectivamente).
      Para beneficiarse del Bono Social, hay que contratar por debajo de los 3 kW. Solo es posible para suministros monofásicos que instalen un Interruptor de Control de Potencia de 10 A (de nuevo, siguiendo el escalonamiento de potencias normalizado). Esto dejaría la instalación con 2,30 kW de potencia contratada, lo cual es muy escaso para la inmensa mayoría de viviendas (se dispararía el ICP al encender la vitrocerámica). Como las baterías Powerwall ofrecen potencias de pico de hasta 3,30 kW, sí que podrían amortiguar las puntas de consumo sin problemas. Ahora bien, también habría que “tarar” la intensidad de carga de las baterías, para que no consuman más de esos 10 A… Así que no es imposible, pero es poner la instalación al límite de la funcionalidad.
      Hemos calculado que en el mejor de los casos, con los precios y condiciones actuales, una vivienda con PVPC con discriminación horaria, y con aplicación del 25% de descuento del Bono Social en los términos de energía y potencia, podría pagar (para el consumidor de referencia del artículo) unos 0,6483411 €/día de electricidad. Por lo que el ahorro sería, cada año, de 413,02 € y la amortización llegaría hasta los 6,5 años. Pero insistimos que sería un caso límite y recordamos que el bono social nace para la protección de colectivos vulnerables.

      Reply
  • 9 mayo, 2015 at 23:13
    Permalink

    Quisiera trabajar en la comercialización de este producto en Colombia y con respecto al a
    ahorro en dinero es formidable y por fin estamos encontrando una medicina para aliviar el planeta.

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Especialistas en ahorro y eficiencia energética